La pesadora de masa de pan, inicio del proceso de elaboración

Pesadora de masa de pan profesional

La pesadora de masa de pan, inicio del proceso de elaboración

Técnicamente, la elaboración de una barra de pan comienza con la mezcla de la masa de pan. Pero esto depende de cada profesional y es él que debe controlar el proceso para conseguir esa mezcla que solo sabe hacer él y que marca la firma personal de su producto.

Pero a partir de ahí, esa mezcla ha de pasar por varios procesos de la línea de producción que le aporta las características deseadas y la forma que se le quiere dar a la barra de pan. La masa de pan obtenida en la mezcla ha de dividirse en las porciones que luego pasarán por la cámara de fermetación, así que es necesaria la intervención de una pesadora de masa de pan.

El primer proceso para la elaboración de pan es dividir en porciones la masa

La pesadora de masa de pan se encarga que esta división de la masa de pan. La masa se coloca en un depósito en la parte superior de la máquina. Un pistón coge la masa en función de la programación deseada y forma una porción con el volumen y el peso adecuado en cada momento.

La divisora de masa de pan funciona a una velocidad mucho más elevada que lo haría una persona, que tendría que pesar cada porción e ir trabajándola para conseguir que alcanzará el peso deseado. Una pesadora de masa de pan coge en cada movimiento del pistón la cantidad necesaria de masa de pan, para que todas las porciones que realice sean exactamente del mismo peso y se pueda trabajar con ella.

Cuando sale de la divisora de masa de pan, cada porción tiene las mismas características y debe pasar por la cámara de fermentación para alcanzar el nivel óptimo para poder pasar a la formadora de barras de pan y de ahí, al horno.

Para poder llegar al siguiente paso, que como hemos dicho es la cámara de fermentación dinámica o la cámara de fermentación estática, tiene que pasar por un proceso de boleado, que se consigue bien con una divisora de masa de pan con heñidora o con una heñidora a la que llega la porción de masa de pan.

Esta heñidora de bandas, heñidora cónica o heñidora cilíndrica hace que la masa tome forma de bola y se introduzca en la cámara de fermentación, donde la temperatura y humedad constante permita que adquiera las condiciones perfectas para convertirse en una barra de pan.